¡Este año nos fortalecimos y crecimos más!

yuly Noticias octubre 30, 2018

La Confraternidad Carcelaria de Colombia se fortalece a nivel  organizacional gracias al patrocinio de Swedish Mission Council

Por más de 13 años la Fundación Ancla ha patrocinado a la Confraternidad Carcelaria de Colombia  con donaciones para la ejecución de 3 programas claves que se desarrollan a favor de la población con  situación carcelaria, estos programas son: ECC (Evangelizando Comunidades para Cristo) que se realiza al interior de las cárceles a nivel nacional llevando un mensaje de esperanza en Dios a las personas privadas de la libertad, el Programa Gröna Sidan que a través de prácticas deportivas y estrategias pedagógicas, se enfoca en la prevención del delito en 840 (aproximadamente)  niños, niñas y adolescentes en 5 sectores de la ciudad de Medellín y 2 sectores en Barranquilla; y el programa Fondo Rotatorio que ofrece microcréditos a mujeres con ideas de negocio que tengan realidad carcelaria o estén en situación de vulnerabilidad.

Según Michael Per-Olof Allerth director de proyectos de la Fundación Ancla, después de hacer un análisis sobre las condiciones estructurales a nivel institucional de todas las organizaciones sociales que apoyan en varias ciudades de Colombia, (como lo es Leticia Amazonas, Medellín y Santa Marta), llegaron a la conclusión que la CCC es la entidad con más potencial institucional para implementar nuevos proyectos en beneficio de las comunidades vulnerables.

Por lo anterior en el año 2017 decidieron realizar un diagnóstico organizacional a través de un taller llamado “La Red”, el cual, es un mecanismo de evaluación para las organizaciones.   Fue así, cómo a partir de los resultados del diagnóstico, y tras una ardua investigación y planteamiento, en el mes de abril de 2018 la CCC lanzó el proyecto de fortalecimiento institucional en 3 áreas fundamentales;  recursos humanos, comunicaciones y cultura organizacional.

Las cuales se financiaron en 90% con recursos del Swedish Mission Council (Concilio Misionero Sueco) quienes son una organización Sueca conformada por varias instituciones cristianas que tiene como objetivo financiar  proyectos sociales comprometidos con el desarrollo sostenible y la erradicación de la pobreza a nivel internacional, todo esto gracias a la Fundación Ancla quien es miembro  de dicho concilio hace 3 años.

El proyecto estuvo a cargo de 4 profesionales del equipo de trabajo de la organización. En el área de comunicaciones a cargo de Yuly Botero, se logró formalizar los procesos de comunicación a nivel interno y externo, así mismo se consolidaron los medios de comunicación oficiales, y se creó el blog de la CCC, donde constantemente se actualizan las noticias recientes,  se mejoró el aspectos de la página web, y se creó el manual de imagen corporativa con normas y protocolos entre otros procesos.

Recursos humanos estuvo a cargo de Akeber Coronado y Levis Nassif  y cultura organizacional estuvo a cargo de Mónica Restrepo, quienes se encargaron de trazar nuevos procesos, protocolos y dinámicas de fortalecimiento como comunidad e institución, reforzando nuestra identidad misional, para dar mayor alcance y efectividad con las exigencias a nivel social de nuestro público objetivo.

Según Michael Per-olof, el interés de apoyar el área institucional en la CCC, está encaminado a lograr que la organización esté apta para recibir mucho más recursos de diferentes donantes y con estos,  que se puedan invertir en todos los programas, para beneficiar a más población vulnerable sin caer en el error de que sea sólo una dinámica asistencialista. A través de todo este fortalecimiento, el usuario también puede ser partícipe de su transformación con proyectos sostenibles.

Michael aseguró además que en los 4 años que tiene como  director de proyectos, ve hoy en día un crecimiento exponencial en la CCC a nivel institucional, ya que es una entidad que está abierta para el autoanálisis, la evaluación y  el mejoramiento continuo, demostrado con este proyecto que arrojó excelentes resultados tras su ejecución e implementación.